jueves, 5 de febrero de 2009

EGAGRÓPILAS POR HECES

Como no ha sido la primera vez que lo escucho, y además, de boca de personal supuestamente preparado, voy a hacer una pequeña aclaración sobre lo que son las EGAGRÓPILAS.

El caso es que cuando uno va de excursión con los alumnos a visitar cualquier espacio natural, normalmente la salida al campo suele ir acompañada de la visita a los centros de interpretación de la naturaleza correspondientes. En dichos centros, se pueden ver vídeos, proyecciones, murales, dioramas de la zona que se ha visitado (o se va a visitar) y los monitores suelen dar alguna explicación o enseñar a los alumnos las instalaciones del centro. Asimismo, suelen ser estos mismos monitores los encargados de acompañarnos durante la salida al campo, y suelen ser gente bastante preparadas, con muchísimos kilómetros 'campo a través' en sus botas y con una buena capacidad para captar la atención y comunicar la información pertinente a los alumnos. Aunque hay veces, las menos, por supuesto, en las que la preparación teórica brilla por su ausencia, aunque dicha persona sea el que mejor conozca la flora, la fauna y la geografía del lugar. El problema viene cuando dichas personas quieren comunicar conceptos que desconocen, a los alumnos, en vez de dejar esta parte a algún compañero más preparado para ello.

Todo esto viene de que ya me ha ocurrido varias veces, que uno de estos monitores se ha puesto a dar una charla magistral a los alumnos, sobre la zona, sobre los animales, sobre las plantas... y todo muy bien, pero al hablar de alguna parte más técnica en concreto, suelen equivocar conceptos y confundir a los alumnos.

Y resulta que hasta tres veces, dicho por tres personas distintas, en tres espacios naturales diferentes de nuestra geografía he llegado a escuchar el mismo error sobre las egagrópilas:

Cuando se habla de las aves rápaces nocturnas siempre resulta muy interesante contar que podemos averiguar de que se alimentan porque se pueden recoger egagrópilas, que son pelotitas de pelo, huesos, plumas... que se pueden desmenuzar para estudiar los restos que contienen. Y entonces viene la pregunta típica de los alumnos:

- ¿Y las egagrópilas que son?
- Pues las egagrópilas son productos de excreción de estas aves,
y se expulsan por el ano, después de la digestión de los alimentos.

Las egagrópilas NO SE EXPULSAN POR EL ANO, puesto que estas bolas de pelo, hueso, plumas y restos sin digerir, se regurgitan, entendiéndose por regurgitar, expulsar por la boca, sin esfuerzo o sacudida de vómito, sustancias sólidas o líquidas contenidas en el esófago o el estómago. Lo que se expulsa por el ano, tras la digestión de los nutrientes procedentes de los alimentos son las heces fecales (la caca o mierda, con perdón, para que nos entendamos todos), y ni éstas ni las egagrópilas son PRODUCTOS DE EXCRECIÓN; las heces simplemente son restos sin digerir que atraviesan el tubo digestivo de extremo a extremo. Los productos de excreción son los que produce el sistema excretor, formado por el aparato urinario, el hígado, las glándulas sudoríparas, e incluso los pulmones.

Aquí tenéis la definición que he encontrado en el Wickionario, ya que la RAE no recoge dicho término:

EGAGRÓPILA: Del latín aegagropila. Bola de restos orgánicos regurgitados por algunas especies de aves, que contienen las partes indigeribles de su alimento.

A veces he estado a punto de hacer una corrección, pero me parecía muy mal cortar y contradecir a estas personas delante de los alumnos, y me he quedado calladito.

No pretendo que nadie se ofenda con esta entrada, puesto que la labor de estas personas me parece admirable y su trabajo, profesionalidad e interés por proteger y cuidar la naturaleza es más digno de admiración aún, y me encanta escuchar como cuentan la historia y la pasión que ponen en describir la flora y la fauna de estos bellos lugares. Simplemente he querido hacer una aclaración, sobre un concepto muy utilizado de forma incorrecta, por si se le puede servir a alguien. ;)

No saber ciencia es peligroso
Entender el cáncer

14 comentarios:

copepodo dijo...

Enhorabuena por la entrada, muy bien contado. Veo que hay que armarse de paciencia hasta en los centros de interpretación.

Sophie dijo...

Estupenda entrada, sencillita y amena, Carlos. Yo no sabía nada de las egagrópilas, es más, es la primera vez que leo esa palabra y me he quedado a cuadritos. Me viene muy bien saberlo, porque estoy esperando a que escampe (que el otro día casi tengo que salir a la calle en barquita) para ir de senderismo y a un observatorio de aves, así que saber éste y otros conceptos no me viene nada mal :)

Eefrit Lombarda dijo...

Gracias por la aclaración, yo también pensaba que se expulsaban por el ano!

Gouki dijo...

me estaba acordando de las emisiones de metano de las vacas, que son en mayoria expulsadas por la boca, por lo que son eruptos, y siempre se habla de pedos.

conozco esa situacion, a veces pasa que gente experta en un tema como es el caso, mezcla creencias populares y da aportes personales diciendo cosas que no son ciertas, y echa para atras corregir, o bien porque le dejas en mal lugar o porque los demas te miran pensando que eres un listo que por supuesto no tiene razon.

Carlos Lobato dijo...

Copepodo: Muchas gracias hombre. La verdad es que paciencia nos hace falta mucha, pero que muuuuuucha... jejeje ;)

Sophie: Suena bien la palabreja eh! jeje. Me alegra que haya servido para que sepas algo más del maravilloso mundo de las aves ¿Dónde tienes pensado ir de senderismo? ;)

Eefrit: Parece que al final si que ha quedado claro, no estaba muy seguro de si se iba a entender lo que pretendía transmitir. ;)

Gouki: Cierto, amigo Gouki, esa es la situación, tal y como tu la describes... no sabes si se va a molestar la persona o si te van a tachar de listillo o "enterao". ;)

Sophie dijo...

Pues me han propuesto dos rutas de senderismo, una por El Bosque y otra entre San Fernando y Cádiz. También tengo pendiente una visita a Doñana cuando el tiempo mejore, ya que la tengo al laíto :D

Héctor dijo...

Buena entrada Carlos, se entiende perfectamente ;)

Carlos Lobato dijo...

Sophie: Buenos sitios, a ver si mejora el tiempo y verás como los disfrutas... En el instituto estamos ahora viendo si podemos organizar una visita a Doñana con los alumnos para le mes de abril. ;)

Héctor: Ya sabes que sólo me decidí a publicarlo tras tu revisión y visto bueno. Muchas gracias! ;)

Eefrit Lombarda dijo...

en un momento de deslucidez se me ocurrió decir "vaya mierda de artículo", pero entonces me dí cuenta de que estaría equivocado... (¡festival del humor! ¡que no pare!)

Carlos Lobato dijo...

jajajaja ¡Muy bueno Eefrit! Aunque lo correcto sería decir: "Vaya rollazo que nos ha vomitado aquí..." jajaja (¡Qué siga el festival del humor...!) ;)

KRATES dijo...

Acertada explicación... Las egagrópilas son las bolitas de restos orgánicos que no pueden ser digeridos por el organismo y se expulsan por la boca, como pelos, plumas o huesos, también los exoesqueletos de varios insectos y otros artrópodos. Y la diferencia entre defecar y excretar, es de clase de biología de secundaria, es que lo primero no ha podido ser metabolizado y es expulsado por el ano, y lo segundo si ha sido metabolizado por el organismo y lo que sobra se expulsa del cuerpo con la orina o el sudor.

Estos monitores ya que enseñan y defienden la naturaleza, tendrían que aplicarse más. Pero, el problema no está ahí... está en muchos de esos ecologistas o defensores de los animales que se rigen más por la pasión que por la razón, el sentimentalismo que por el conocimiento científico. Y así hacen mucho más daño de lo que creen decir proteger.

Anónimo dijo...

aqui sse muestra que todos cometemos errores tan sencillos como creer que una egagropila es una excreta o un ave que tiene una cloaca creer que tiene ano; bien pues todos nos equivocamos y nos seguiremos equivocando.

AnaM dijo...

Gracias por la entrada: hace años (tendría unos 10 ) fuí una excursión y nos las enseñaron, -esta vez sí que nos dijeron que era algo así como el 'vómito de la lechuza', pero no recordaba el nombre técnico
Lo mejor es que llevo un rato buscando por internet , y éstas aparecen como uno de los artículos ma´s raros del mundo, y para colmo, gente que dice que es imposible que exista el 'vómito de lechuza' por que éstas no pueden vomitar.
Madre mía que jaleo hay por ahí!!

Ariel dijo...

Excelente el blog!
Saludoss